Siguenos

ENDORFINAS... Las hormonas de la felicidad

 

Todo lo que pasa en nuestro interior puede explicarse especialmente por la química, todo nuestro interior está plagado de diversas sustancias que nos ayudan a mantenernos saludables, en la medida en que esas sustancias estén en equilibrio será más facil conservar nuestra salud física y mental.

Nuestro cuerpo, cuando funciona en armonía puede proveernos de todas las sustancias que necesitamos para vivir y en esta ocasión queremos dedicarnos especialmente a unas muy especiales... las endorfinas, que son conocidas como las hormonas de la felicidad, debido a que son precisamente ellas las encargadas de dotarte de calma, de alegría e incluso son las responsables de esa sensación de mariposas en el estómago que tienes cuando te enamoras.

Al hacer deporte o cualquier actividad física, el cuerpo segrega endorfinas que  producen un efecto calmante del dolor, además de que actúan en el cerebro para disminuir la ansiedad y con ello aumentar la sensación de bienestar; tienen además un importante papel en la modulación del apetito, en la liberación de hormonas sexuales y en el fortalecimiento del sistema inmunológico, por eso de repente suele hacerse mucho hincapié en que para mejorar de una enfermedad es importante tener buen ánimo. 

Las endorfinas son neurotransmisores opioides producidos por el Sistema Nervioso Central, activan los núcleos neuronales en el cerebro (hipotálamo, amígdala, tálamo y locus coeruleus) y su nombre viene del hecho de que producen los mismos efectos que los analgésicos derivados del opio.

 

POCAS ENDORFINAS

Por desgracia, aunque la presencia de las endorfinas es de suma importancia para nuestro organismo y nuestra vida diaria su efecto dura poco debido a que el mismo organismo las elimina para mantener equilibrado a nuestro cuerpo. Quizá te preguntes cómo es que algo que nos hace tanto bien puede dañarnos, pero lo cierto es que, si tuviéramos un exceso de endorfinas en nuestro interior no sentiríamos dolor alguno y ese es el mecanismo que tiene  nuestro cuerpo para indicarnos que algo no anda bien, tampoco valoraríamos totalmente la felicidad e incluso llegaría un punto en el cual ni siquiera detectaríamos los peligros. 

El exceso de endorfinas es tan malo como la poca cantidad de ellas, tal como lo dijimos lo mejor es tratar de mantener un equilibrio y si últimamente andas triste o cabizbaja es posible que te haga falta un poco de éstas maravillosas endorfinas, así que te diremos cómo conseguir alguna dosis extra.

 

CÓMO PRODUCIR MÁS ENDORFINAS

  • Es importante primero que nada que trates de evitar la rutina, no es necesario que hagas grandes cambios, a veces variar el camino a casa después del trabajo o escuela bastará para descubrir nuevas cosas.
  • Disfruta de las pequeñas cosas que te regalan los días; una taza de café, ver a tu pareja, una buena comida, un paseo por el parque o por las calles de tu ciudad, una buena charla con amigos o compañeros.
  • Haz ejercicio físico moderado (correr, andar en bicicleta, nadar), el tener alguna actividad física ayuda a combatir la depresión.
  • La risa es uno de los factores que aumentan la producción de endorfinas, así que a reírse mucho, porque es la principal fuente de endorfinas, a penas una ligera sonrisa ya te ayuda a sentirte mejor.
  • Trata de estar en contacto con la naturaleza, eso por lo general siempre nos pone de buenas.
  • La relajación y cualquier actividad sana que nos ayude a calmar los niveles de estrés
  • Curiosamente la música, el baile y el canto también nos ayudan a liberar endorfinas, así que, súbele al volumen a tu música favorita.
  • Disfrutar de las comidas con moderación pero con la amplia consciencia de los sabores, olores y lo que provocan. 
  • Todo lo que incluya caricias, besos, abrazos... te harán mucho bien.
  • Buscar algún hobby, alguna actividad alterna al trabajo que nos llene de pasión y entusiasmo es una buena manera de aumentar endorfinas. 
  • Recordar los momentos felices de nuestro pasado o ilusionarnos y planear nuestro futuro también nos ayuda a mejorar el ánimo y a la producción de endorfinas, pero ante todo, no te olvides de disfrutar del presente, porque apreciar lo que hay aquí y ahora siempre será infalible.

BENEFICIOS DE LAS ENDORFINAS

Aunque ya lo mencionamos anteriormente, queremos recalcar de nuevo algunos de los beneficios más importantes que las endorfinas nos regalan...

  • Ayudan a calmar el dolor ante un golpe, inflamación externa o enfermedad aguda; incluso podría funcionar de manera similar a la morfina.
  • Crean sensaciones de placer ante situaciones agradables
  • Ayudan a liberar las hormonas responsables del deseo sexual
  • Fortalecen el sistema inmunológico
  • Modulan el apetito

Se podría decir que son las responsables de nuestra calidad de vida, por lo tanto, es más que claro que nuestro cuerpo nos provee de lo que necesitamos para vivir bien, no hacen falta sustancias externas, nosotros mismos podemos producir nuestro bienestar provocandolo mediante actividades sanas y recuerda que esto es un ciclo... entre más feliz y positiva intentes vivir más endorfinas tendrás para seguir viviendo feliz. 

 

 

Fuentes: Wikipedia // enbuenasmanos.com //soysaludable.net 

 


adv3 300 x 600

The Best United Kingdom Bookmaker lbetting.co.uk Ladbrokes website review